top of page

En junio 2023 desabastecimiento de medicamentos en hospitales fue de 34%


Insuficiencia de materiales y medicamentos en hospitales dificultan labor de los médicos venezolanos. Foto: Pixabay

La Encuesta Nacional de Hospitales (ENH), desde el año 2018 ha monitoreado uno de los elementos más elocuentes sobre la situación de los hospitales en Venezuela: el

abastecimiento de insumos en áreas críticas como emergencia y quirófano. Para medir el nivel de desabastecimiento en las áreas críticas, el equipo de la ENH eligió, en el caso de las emergencias, 20 insumos indispensables que permiten atender un amplio rango de condiciones médicas y en base a eso, se genera un índice de desabastecimiento promedio en los hospitales venezolanos.


En el caso de los quirófanos, el índice está calculado con base en 9 insumos indispensables.


En el monitoreo del mes de junio 2023, la ENH registró un promedio de desabastecimiento de insumos de emergencia de 34%. Siendo los insumos con mayor desabastecimiento los antihipertensivos (75%), los inhaladores de asma (75%) y los esteroides (73%), tomando en cuenta los hospitales que reportaron no tenerlo ningún día y los que reportaron intermitencia del insumo. Ya que no sólo es importante que las emergencias cuenten con los insumos, sino que los tengan disponibles todos los días y a toda hora.


Cuando hablamos de antihipertensivos, nos referimos a los medicamentos que ayudan a reducir la presión arterial alta, estos son requeridos por pacientes sobre todo que llegan con condiciones cardiovasculares.


Los inhaladores, como su nombre lo indica son los medicamentos en formato inhalador que se utilizan para tratar a pacientes asmáticos, tanto adultos como pediátricos. Los esteroides se utilizan para reducir la inflamación en una alta gama de condiciones médicas.


Estos datos reflejan que los hospitales venezolanos tienen muy limitada su capacidad de atención, especialmente en los quirófanos. Es por ello, que es común ver largas listas

de espera para cirugías electivas, que son aquellas consideradas como no emergencias, entrando en esta categoría incluso las cirugías relacionadas a casos oncológicos.


Sin embargo, incluso en las cirugías que sí se realizan, es común que a los familiares les entreguen una lista de insumos que deben conseguir para poder intervenir al paciente y todo esto debe ser costeado por el propio paciente o sus familiares.


A nivel mundial existe un indicador para la evaluación de las políticas dirigidas a la salud llamado en “out of pocket expenditure” o el “gasto de bolsillo”. Este indicador evalúa

la cantidad de dinero que cada persona debe gastar en salud. Sin embargo, debido a que en Venezuela no hay datos oficiales, no sólo en salud, sino tampoco en el sector económico, es muy difícil saber realmente cuanto dinero los venezolanos tienen que gastar para poder ser atendidos.


Lo cierto es que el principio de gratuidad del sistema de salud público venezolano no se está cumpliendo y que la atención de los pacientes está muchas veces condicionada a la capacidad que este o sus allegados tengan para poder adquirir los insumos por cuenta propia. Información NdP


0 comentarios

Comments


bottom of page