Trump se acerca al movimiento de teorías de conspiración QAnon


Trump se acerca al movimiento de teorías de conspiración QAnon
Trump se acerca al movimiento de teorías de conspiración QAnon. Foto: Pixabay

El expresidente Donald Trump con frecuencia defiende sin evidencia creíble teorías de conspiración para promover su causa ante sus seguidores. Los casos recientes en los que el expresidente de Estados Unidos, Donald Trump, parece abrazar la teoría de la conspiración QAnon están generando preocupación entre algunos legisladores, funcionarios veteranos de las fuerzas del orden y expertos en sectas.


Trump compartió una foto de sí mismo con un pin de solapa Q, superpuesto con las frases de QAnon "The Storm is Coming" (Viene la tormenta) y "WWG1WGA", un acrónimo de "Where We Go One, We Go All" (donde uno va, vamos todos) en su cuenta de Truth Social el 12 de septiembre.


Trump ha amplificado al menos 50 cuentas separadas que promueven a QAnon desde que se unió y usó activamente su plataforma en línea Truth Social, según Alex Kaplan, investigador principal de Media Matters for America, un organismo de control de medios de izquierda. "En caso de que no estuviera muy CLARO en este momento, el propio presidente Trump está haciendo que sea INNEGABLE que se está alineando al 100% con la operación Q", publicó John Sabal, un organizador de conferencias centradas en QAnon, en su canal de Telegram, informa VOA.


Sabal ha declarado previamente que el ejército de Estados Unidos está obligado a destituir al presidente Joe Biden de su cargo, a quien el teórico de la conspiración calificó de "actor rojo".


QAnon debutó hace cinco años en una plataforma en línea marginal. Declaraciones crípticas y falsas fueron publicadas repetidamente por un comentarista anónimo conocido como "Q", quien afirmó ser un conocedor del gobierno de los Estados Unidos.


Muchos seguidores del movimiento, basándose en esas publicaciones, llegaron a creer que Trump está involucrado en una guerra secreta contra los enemigos del "estado profundo", incluida la ex candidata presidencial del Partido Demócrata Hillary Clinton, a quien Trump derrotó en 2016. Según la extraña conspiración, Clinton y otros demócratas son parte de una camarilla de adoradores del diablo que secuestran niños para abusar e incluso comer.


El ex presidente, aunque no repite abiertamente esa creencia, con frecuencia defiende sin evidencia creíble otras teorías de conspiración relacionadas, incluido que los resultados de las elecciones presidenciales de 2020 fueron alterados para negarle un segundo mandato.