top of page

Putin se niega a restablecer el acuerdo de exportación de granos


Putin asegura a Erdogan que no habrá nuevo acuerdo sobre cereales hasta que Occidente cumpla con sus demandas. Foto: X @RTErdogan

El presidente ruso Vladimir Putin, dijo este lunes 4 de septiembre que el acuerdo sobre cereales que permitió a Ucrania exportar cereales de forma segura a través del Mar Negro no se restablecerá hasta que Occidente cumpla con sus obligaciones de facilitar las exportaciones agrícolas rusas.


Putin hizo la declaración después de conversar con el presidente turco Recep Tayyip Erdogan, quien junto con la ONU negoció el acuerdo considerado vital para el suministro mundial de alimentos, especialmente en África, Medio Oriente y Asia. Ucrania y Rusia son importantes proveedores de trigo, cebada, aceite de girasol y otros productos de los que dependen los países en desarrollo.


Pero Rusia se negó a extender el acuerdo en julio, quejándose de que no se había cumplido un acuerdo que prometía eliminar los obstáculos a las exportaciones rusas de alimentos y fertilizantes. Dijo que las restricciones al transporte marítimo y los seguros obstaculizaron su comercio agrícola a pesar de que ha enviado cantidades récord de trigo desde el año pasado.


Erdogan dijo que el acuerdo de cereales era el tema principal de la jornada de reuniones entre ambos mandatarios en la ciudad de Sochi, ubicada en el mar Negro, en donde el presidente ruso tiene una residencia.


“Todos analizan el tema del corredor de granos”, dijo Erdogan en sus declaraciones iniciales.

Putin reconoció que discutirían los “problemas relacionados con la crisis en Ucrania”.


“Sé que pretende plantear temas sobre el acuerdo de cereales. Estamos abiertos a negociaciones en ese respecto”, le dijo a Erdogan.


Rusia se retiró del pacto quejándose que no se había cumplido acuerdo en paralelo que prometía el retiro de obstáculos a las exportaciones de alimentos y fertilizantes ruso. Añadió que las restricciones a la navegación y seguros obstaculizaron su acuerdo agrícola a pesar de que ha enviado una cantidad récord de trigo desde el año pasado, reseña La VOA


Para el suministro de alimentos a nivel mundial, hay mucho en juego en las negociaciones. “Pienso que el mensaje que daremos después de nuestra reunión será un paso importante para el mundo, en especial para las naciones africanas subdesarrolladas”, declaró Erdogan.


Desde que Putin se retiró de la iniciativa de cereales, Erdogan ha prometido en reiteradas ocasiones renovar arreglos para ayudar a evitar una crisis alimentaria en partes de África, Medio Oriente y África.


La reunión se llevó a cabo con el trasfondo de la reciente contraofensiva de Ucrania contra las fuerzas del Kremlin.


En los hechos más recientes, el presidente ucraniano Volodymyr Zelenskyy declaró el domingo que el ministro de Defensa Oleksii Reznikov será reemplazado esta semana. El puesto requiere “nuevas visiones”, dijo Zelenskyy sin entrar en detalles. Reznikov publicó el lunes una foto de su carta de renuncia.


Por su parte, los analistas anticipan duras negociaciones en Sochi.


“Siento que Putin reconoce la ventaja que tiene al usar los alimentos como un arma económica, y por lo tanto luchará por todo lo que pueda conseguir en término de concesiones en su lista de deseos”, dijo Tim Benton, experto en seguridad alimentaria para el grupo de expertos Chatham House.


Eso puede incluir exportaciones de granos o fertilizantes rusos o temas más extensos, señaló.

Datos del Centro de Coordinación Conjunta en Estambul, el cual organizaba los cargamentos ucranianos, demuestran que el 57% de los cereales de Ucrania fueron a naciones en vías de desarrollo, en especial a China, el cual recibió casi una cuarta parte de los alimentos.

Rusia ha lanzado repetidos ataques contra la región de Odesa, el principal puerto de Ucrania en el mar Negro. El lunes, la fuerza aérea ucraniana informó que interceptó 23 de 32 drones lanzados hacia las regiones de Odesa y Dnipropetrovsk, pero no especificó el daño que causaron los dispositivos que alcanzaron sus objetivos.

Erdogan ha mantenido un estrecho vínculo con Putin durante los 18 meses de guerra en Ucrania. Turquía no se ha sumado a las sanciones de Occidente contra Rusia después de su invasión, estableciéndose como un principal socio comercial y un centro logístico para el comercio internacional de Rusia.

Sin embargo, Turquía — miembro de la OTAN — también ha brindado apoyo a Ucrania, enviándole armas, reuniéndose con el presidente Zelenskyy y respaldando la candidatura de Kiev para sumarse a la alianza.

bottom of page