top of page

Elecciones primarias, el peor método


La Junta Regional de Primaria de Carabobo se reunió con sectores de la sociedad civil para coordinar formas de apoyo para las primarias. Foto: Twitter @cnprimariave

El título de este artículo tiene que ver con un parafraseo que hago de la afirmación de Sir Winston Churchill cuando se refirió a los distintos sistemas de gobierno: “la democracia es el peor sistema de gobierno, a excepción de todos los demás que se han inventado”. Concuerdo en quienes piensan que las elecciones primarias tienen debilidades, pero, prefiero unas débiles primarias, al mejor de los consensos. Por qué hago esta afirmación tan radical, pues porque el consenso es un acuerdo de cúpulas y el resultado de unas primarias es la voluntad libre y soberana de los electores.


Cuáles son algunas debilidades que le atribuyen a las primarias: a) Poco atractivas para los electores y en consecuencia la participación es baja; b) Quien tenga recursos económicos y estructura partidista, podría, a través de la movilización y compra de voluntades, voltear un resultado adverso; c) Concentrándonos en el caso venezolano, el régimen madurista podría montar una operación cayapa para impulsar la victoria de un candidato que le sea potable. A

pesar de todos estos contras, yo me la sigo jugando a favor de las primarias, por considerar que el candidato electo, a través de este mecanismo, recibe en transferencia la soberanía del elector y la legitimación política, nacional e internacional.


Alejémonos momentáneamente del panorama político venezolano, para

acercarnos a la figura de las primarias en otras latitudes. Este mecanismo de

selección de candidatos, es utilizado en muchos países para seleccionar a

quienes representarán a los partidos políticos en las elecciones generales. Estos

procesos son considerados como una forma de democracia interna dentro de las

organizaciones, ya que permiten a los ciudadanos elegir directamente a los

candidatos que consideran más adecuados para representarlos en las elecciones

generales.


La participación de la gente en las elecciones primarias varía significativamente de

un país a otro. En Estados Unidos, las elecciones primarias son muy populares y

tienen una alta tasa de participación ciudadana. Cada partido político tiene sus

propias elecciones primarias, en las que los votantes registrados pueden votar por

el candidato que prefieran. Estas primarias se llevan a cabo en todos los estados

del país, y los candidatos que ganan un número suficiente de delegados en estas

elecciones son seleccionados para representar a su partido en las elecciones

generales.


En otros países, la participación es baja y la mayoría de los candidatos son

seleccionados por los líderes del partido, en lugar de ser elegidos directamente

por los votantes. En Francia, por ejemplo, las elecciones primarias son menos

comunes y tienen una baja tasa de participación. Los partidos políticos

seleccionan a sus candidatos a través de procesos internos, en los que los líderes

del partido y los miembros de alto rango eligen a los candidatos que representarán

al partido en las elecciones generales. Esto ha llevado a críticas de que los

partidos políticos franceses son menos democráticos que los de otros países, y

que la participación ciudadana en la selección de candidatos es mínima.


En América Latina, las elecciones primarias han sido adoptadas por varios países

en los últimos años, como Argentina, Chile, Uruguay y Brasil. En estos países, las

elecciones primarias son vistas como una forma de democratizar el proceso

político y aumentar la participación ciudadana en la selección de candidatos. Sin

embargo, en algunos casos, las elecciones primarias han sido criticadas por ser

costosas y difíciles de organizar, lo que conlleva a una baja tasa de participación.


Según mi criterio, las elecciones primarias tienen características positivas que las

convierten en el mecanismo menos malo para escoger los candidatos que

competirán en las elecciones generales, a saber: 1) Permiten que los ciudadanos

comunes y corrientes tengan un papel importante en la selección de los líderes

políticos; 2) Proporcionan la oportunidad de influir directamente en el futuro del

país 3) Ayudan a tener voz en la toma de decisiones políticas que afectan la vida

cotidiana de los electores; 4) Permiten competir a múltiples candidatos por un

mismo cargo.


Aterrizando nuevamente en el ámbito político venezolano, observamos que la

decisión mayoritaria de los electores, ya está tomada. Sin embargo, todavía hay

algunos dirigentes que le rezan y prenden velas a Santo Tomás Moro, patrón de

los políticos y gobernantes, para que les haga el milagrito de invertir encuestas y

resultados finales. En todos los casos esta petición debe ir acompañada de los

modernos integrantes del Santo Grial de las campañas electorales: viáticos,

logística e hidratación. Lamento informarles a esos solicitantes que, acabamos de

ingresar en el mes de julio y el día del santo es el 22 de junio, por lo que, la

recepción de solicitudes quedó suspendida hasta el año entrante.


En conclusión, el éxito de toda elección primaria depende en gran medida de la

participación ciudadana. Por lo tanto, es importante que los partidos políticos y

otros actores sociales relevantes trabajen juntos para motivar la participación de

los ciudadanos en estos procesos. Si se toman medidas para lograr que los

procesos de elecciones primarias sean accesibles, convenientes y atractivos para

los votantes, es posible aumentar significativamente la participación de los

electores y con ello ayudar a construir sociedades más justas y democráticas.


Entradas relacionadas

Ver todo

Comments


bottom of page