top of page

Ahora a organizarnos los civiles como ejército constitucional



El "cerrojo democrático" está contemplado en la Constitución de Venezuela de 1961 (Art. 250) y de 1991 (Art. 333) Imagen: Mohamed_hassan, Pixabay

1.- Puesto que Maduro y su gobierno son títeres de Cuba, nuestro enemigo es Cuba. El títere Maduro ejerce apenas el poder formal, el más despreciable . El poder real lo tiene Cuba. La República de Venezuela feneció al perder la soberanía plena. En su lugar existe la República Bolivariana de Venezuela, denominación oficial del Protectorado de Cuba. La sustituiremos cuando rescatemos la soberanía. Volveremos a ser entonces la REPÚBLICA DE VENEZUELA.


2.- ¿Qué es un Protectorado? Aquel territorio en el cual un Estado, con autoridades propias, ejerce la soberanía parcial por estar subordinado a otro al que no se le ha incorporado por completo. Es el caso de la República Bolivariana de Venezuela, creada para servirle vasallaje a Cuba, un país arruinado al cual sostenemos como sirvientes para mayor vergüenza nuestra.


3.- El Protectorado, denominado oficialmente República Bolivariana de Venezuela, ha sido estructurado por Cuba sobre estas columnas que le sirven de fortaleza: 1) El Alto Mando Militar; 2) Las bandas paramilitares o colectivos; y, 3) Los traficantes civiles: boliburguesía y políticos colaboracionistas. La base de estas tres columnas es la corrupción. A una escala jamás vista. Al principio, la fuente de la corrupción fue la renta petrolera. Al mermar se la cambió por el narcotráfico. Y para complementarla: la explotación minera.


4.- El dominio de Cuba sobre su Protectorado radica en la corrupción, con la cual ha podido construir una estructura de poder sin antecedentes ni equivalente en el mundo. Se trata de la única narcotiranía existente, el único lugar del planeta donde el narcotráfico es gobierno. Pero además gobierno reforzado por la delincuencia común, organizada como fuerza paramilitar para sofocar a la rebelión popular.


5.- El empobrecimiento general y la crisis humanitaria han provocado el rechazo al títere Maduro, poniendo en peligro al dominio de Cuba sobre su Protectorado porque ambos factores son las condiciones para que se produzca la combustión espontánea llamada estallido social, la cual puede concluir en la rebelión popular. Siguiendo la estrategia clásica, que tiene por la mejor victoria la que se consigue sin pelear, Cuba ha colocado a los colaboracionistas como los bomberos del Protectorado, encargados de sofocar el descontento general. Pero ahora tropieza con un inconveniente: el desprestigio de los colaboracionistas, que han perdido la credibilidad sin la cual no hay liderazgo posible. La perdieron cuando se apartaron de la hoja de ruta prometida en este orden: 1) cese de la usurpación, 2) gobierno de transición y 3) elecciones libres y justas. Y faltaron a su palabra aceptando un diálogo secreto con los títeres de Cuba, organizado por la propia Cuba valiéndose de Noruega, su cómplice en el pacto de paz de Colombia favorable a las FARC.

La elección de María Corina Machado como jefe de la oposición ha sido la mayor derrota de Cuba en 24 años de dominio colonial sobre Venezuela.


6.- Con el fin de lograr el objetivo para el cual la elegimos, acompañando a la jefe de la oposición, debemos organizarnos como EJÉRCITO CIVIL CONSTITUCIONAL. ¿Qué entendemos por tal?


Los redactores de la Constitución de 1961, con el fin de impedir una tiranía, aprobaron esta norma imperativa que llamaron “cerrojo democrático”: “Art. 250.- Esta Constitución no perderá su vigencia si dejare de observarse por acto de fuerza o fuere derogada por cualquier otro medio distinto del que ella misma dispone. En tal eventualidad, todo ciudadano, investido o no de autoridad, tendrá el deber de colaborar en el restablecimiento de su efectiva vigencia.” Este precepto fue copiado en la Constitución de 1999 como Art. 333.


Los redactores de la Constitución no se imaginaron que la Fuerza Armada Nacional (FAN) sería sustituida, como en efecto lo ha sido, por el partido político Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB), que ha pasado a ser el brazo armado de la narco-tiranía comunista títere de Cuba, por cuyo motivo la defensa de la Constitución y de la soberanía nacional ha quedado a cargo exclusivamente de la sociedad civil, como en efecto lo está, la que tiene la responsabilidad de dar el CONTRAGOLPE CONSTITUCIONAL ordenado por la Constitución misma. No importa que el enemigo tenga las armas. Igual puede ser derrotado. Pero sólo si nos mantenernos firmes detrás del líder.


Para dar el CONTRAGOLPE CONSTITUCIONAL la sociedad civil, ganada la primera batalla contra la narcotiranía, conocida con la BATALLA DE LAS PRIMARIAS, debe organizarse como EJÉRCITO CIVIL CONSTITUCIONAL para enfrentar el enemigo en la SEGUNDA y sucesivas batallas hasta la final, la cual será el CESE DE LA USURPACIÓN o EL FINAL DE LA TIRANÍA.


Explicaré más adelante cómo organizar el EJÉRCITO CIVIL CONSTITUCIONAL. Adelanto: el flanco débil del enemigo es MADURO, el títere de Cuba, repudiado por 95% de los venezolanos. No tiene pueblo. Nadie lo quiere. Es regla elemental de estrategia política centrar el ataque sostenido en él.


0 comentarios

Entradas relacionadas

Ver todo

Commentaires


bottom of page